Porque para vender...

...te tienen que ver.